Razones por las que vomita tu gato

Publicado por
minutos de lectura

A ningún dueño de mascota le gusta oír ese sonido: el ruido de las arcadas de la otra habitación que te dice que vas a tener que limpiar un desastre. Cuando tu gato empieza a atragantarse, el primer pensamiento que puede pasar por tu cabeza es: "Oh no, ¿en qué se ha metido ahora?" Hay muchas razones por las que tu gato podría vomitar, algunas son más graves que otras. Como nuevo dueño de mascota, es importante saber los tipos de vómito de los gatos y cuándo un vómito requiere de una visita al veterinario.

Long haired cat with open mouth nibbling on grass

Bolas de pelo: Una causa común del vómito en los gatos

Incluso como dueño experimentado de un gato, es importante entender las razones detrás del vómito en los gatos. A medida que los gatos envejecen, sus cuerpos cambian, y su vómito puede ser una forma de decirte si esos cambios son normales o anormales.

Aunque el vómito de los gatos puede deberse a la ingesta de una parte de una planta de interior o de un trozo de un juguete, tu gato puede sufrir malestar estomacal por el exceso de aseo. Esto suele aparecer como una bola de pelo.

Aunque es normal que un gato vomite una bola de pelo de vez en cuando, hay momentos en los que puede ser necesario preocuparse. Las bolas de pelo no deberían ser dolorosas, frecuentes o difíciles de expulsar para tu gato. Las bolas de pelo sin tratar también pueden ir en sentido contrario y causar obstrucciones intestinales dolorosas en casos extremos, según The Nest, así que observa la rutina normal de tu gato y presta atención a signos de estreñimiento, letargo y anorexia si no ha pasado una bola de pelo en un tiempo. Si tu gato tiene un problema constante de bolas de pelo, puede que quieras buscar un alimento para gatos que esté formulado para bolas de pelo.

Trucos para diagnosticar el vómito de los gatos

Una bola de pelo de vez en cuando (a menudo con un líquido espumoso o amarillo) puede no ser una razón para llamar a tu veterinario, pero si tu gato empieza a tenerlas con frecuencia, por ejemplo una vez a la semana, o las bolas de pelo son grandes y parecen estar causando molestias a tu mascota, es posible que quieras llevar a tu amigo felino a un chequeo.

Según el Centro de Salud Felina de Cornell, la mayoría de los veterinarios empiezan por determinar si el problema del vómito está relacionado o no con las bolas de pelo. Luego pasan a discutir la posible ingesta de objetos o sustancias dañinas en tu hogar, y finalmente, si es necesario, prosiguen con rayos X o ultrasonidos para encontrar el problema.

Es útil saber que la mayoría de los veterinarios abordan el vómito de los gatos de esta manera para que puedas obtener información útil antes de llamar para una cita. Cuando llames al veterinario, prepárate para describir el entorno reciente de tu gato, sus actividades y la frecuencia y apariencia del vómito.

Otras razones para el vómito de un gato

Si tu gato vomita, pero reanuda sus actividades regulares y sigue comiendo y parece sano, tu (y el gato) pueden no tener mucho de qué preocuparse. Sin embargo, en algunos casos, el vómito frecuente o excesivo puede ser el resultado de una afección grave.

El vómito es vómito, pero el color y el contenido del mismo pueden ser muy reveladores de lo que está causando que tu gato vomite. Por ejemplo, amarillo y espumoso suele significar bola de pelo, pero la bilis amarilla y espesa puede ser un signo de un problema renal grave o de una infección, dice el Colegio de Medicina Veterinaria de la Universidad del Estado de Washington. Si este vómito amarillo va acompañado de letargo, pérdida de apetito, aumento del apetito o comportamiento anormal, debes buscar atención médica para tu gato inmediatamente.

Otro cosa que tu gato podría vomitar es la comida no digerida. A veces tu mascota puede comer demasiado rápido y expulsar toda su comida. Esto se conoce como regurgitación, ocurre con muchos gatos y normalmente no es un problema alarmante. Es posible que simplemente tengas que darle porciones más pequeñas y frecuentes para convencerlo de que vaya más despacio.

En casos raros, los parásitos internos podrían estar causando vómito. Es posible que el veterinario tenga que hacer un raspado de la piel o un análisis de sangre para descartar parásitos.

Alergias alimentarias

Algunos gatos también pueden experimentar trastornos digestivos por sensibilidades alimenticias y alergias. Presta mucha atención a cualquier comportamiento que tu gato muestre antes y después de comer. Además de vomitar, ¿tiene diarrea, calvicie o picor en la piel? Discute estas observaciones con tu veterinario y sigue sus consejos sobre los cambios de alimentos.

Algunos gatos pueden necesitar un alimento especial o terapéutico para resolver el problema. Otros pueden necesitar pruebas más intensivas o medicamentos para resolver el problema y reducir el vómito. No intentes diagnosticar la alergia de tu gato en casa, ya que cambiarle el alimento por tu cuenta podría terminar por alterar aún más el estómago de tu gato si no se hace correctamente.

Es mejor pecar de precavido, y si algo parece no estar bien, lleva a tu gato al veterinario de inmediato. Aunque el vómito de los gatos se debe a estos problemas de fácil solución, cada gato es diferente y tu veterinario es la persona más capacitada para diagnosticar el problema subyacente que está causando el vómito de tu gato.

Maneras de prevenir el vómito de los gatos

¿No les encantaría a todos los dueños de mascotas conocer el secreto para eliminar el vómito de las mascotas? ¿O incluso una forma de entrenar a tu gato para que no lo haga en tu cama o alfombra? Desafortunadamente, no hay una receta mágica. Pero hay algunas cosas que puedes intentar para facilitar la limpieza y la incomodidad de tu gatito.

La causa de vómito más fácil de atacar es evitar las bolas de pelo. Cepillar a tu gato regularmente, mantenerlo activo y alimentado con una nutrición equilibrada, puede reducir el número de bolas de pelo.

Cuando se trata de regurgitar, asegúrate de alimentar a tu gato a la misma hora todos los días. Dale la cantidad de alimento recomendado por tu veterinario y ten agua limpia y fresca disponible en todo momento. Un gato que experimenta molestias frecuentes podría deshidratarse. Aunque la mayoría de los gatos obtienen la mayor parte del agua de su alimento, el vómito podría resultar en una pérdida de agua, así que cerciórate de darle mucho acceso al agua y anímalo a beber cuando sea posible. Estas tres simples acciones pueden ayudar mucho a prevenir el comer en exceso o demasiado rápido. Para un gato que sigue vomitando su alimento, puedes probar un comedero de rompecabezas o un alimento seco con piezas grandes y crujientes para hacerlo ir más despacio.

Los alimentos especiales o los medicamentos recetados por el veterinario también pueden ayudar a aliviar los problemas de salud subyacentes o las alergias que provocan el vómito del gato. Cerciórate de que tu gato vea al veterinario con regularidad y comenta con él tus preocupaciones.

Aunque limpiar los desórdenes y los fluidos corporales es algo que todos los dueños de mascotas experimentarán en algún momento, seguir estos consejos y saber cuándo buscar la ayuda de un profesional puede hacer que estas experiencias sean escasas y poco frecuentes.

Contributor Bio

Chrissie Klinger

Chrissie Klinger

Chrissie Klinger es una dueña de mascotas que disfruta compartir su casa con sus hijos peluditos, dos hijos propios y su esposo. Chrissie disfruta pasar tiempo con todos los miembros de su familia cuando no está enseñando, escribiendo o escribiendo en un blog.

Artículos Relacionados

  • Los beneficios de esterilizar un gato

    Si tienes un gato que sale y entra de casa o varios gatos, deberías considerar seriamente la posibilidad de esterilizarlos. En el mundo hay una superpoblación de gatos callejeros. La mayoría de ellos acaban en las protectoras de animales o en la calle y si nadie los adopta.
  • ¿Tu gato está ocultando su dolor? Cómo reconocer los signos y síntomas

    Aprende a reconocer los signos de que tu gato está enfermo u ocultando su dolor, y cómo brindarle los mejores cuidados y ayudarle a recuperarse con rapidez.
  • Las heces del gato – Una guía completa

    Como padre de gatos, limpiar la caja de arena quizá no sea una de tus actividades favoritas (¡si lo es, aquí tenemos muchas cajas de arena para ti!). Pero, ¿sabías que revisar las heces de tu gato para asegurarte de que su color y forma son normales es una de las cosas más importantes que puedes.
  • ¿Cómo aliviar el agotamiento por calor en los gatos?

    ¿Conoces los signos del agotamiento por calor en los gatos? Aprende algunos consejos útiles para ayudar a tu gato a mantenerse fresco durante los meses calurosos del verano.

Produtos Relacionados