Sensibilidades cutáneas y al alimento en gatos

¿Su gato tiene comezón, piel irritada o seca?

 

Idealmente, el pelaje de su gato debe estar limpio y esponjoso y sentirse suave y liso cuando lo acaricia. De modo que si descubre enrojecimientos, bultos, escamas u otros signos de irritación cuando lo acaricie, puede tener una condición cutánea que requiera tratamiento. Fíjese si se rasca más, o si se lame con más frecuencia.

 

 

¿Cuáles son las causas de la picazón en los gatos?

 

La piel seca e irritada de su gato puede tener varias causas. Si da muestras de irritación, consulte con su veterinario para que le dé un diagnóstico. Su veterinario puede aconsejar pruebas para identificar la razón exacta de la condición de su gato. Las causas más comunes son:

 

Intolerancias alimentarias

Esto puede ocurrir como reacción a cierto tipo de proteínas en el alimento de su gato.  

Otras alergias

Su gato puede ser alérgico a alergenos "inhalados" como el polvo, polen, hongos, etc. Algunos tratamientos para pulgas pueden causar alergias de "contacto".

Parásitos

Las pulgas, piojos y ácaros pueden causar irritaciones en la piel. las mordidas de los parásitos son irritantes, causando que los gatos se rasquen y muerdan a sí mismos, dañando su propia piel.

Desequilibrios hormonales

El exceso o deficiencia de ciertas hormonas puede hacer a las mascotas propensas a los problemas cutáneos. Estos desequilibrios pueden señalar otros problemas subyacente serios que necesitan ser identificados y tratados.

Infecciones

Las infecciones bacterianas pueden causar problemas cutáneos.

 

Problemas de piel en gatos a tener en cuenta

 

 

Si tiene un gato, sabrá lo que se esfuerza para tener limpio su pelaje. Sin embargo, debido a este exterior tan cuidado, puede ser difícil identificar condiciones cutáneas que le estén molestando. De hecho, puede que no note ningún tipo de irritación a menos que vea uno de estos signos:

  • Parches rojos, manchas o granos
  • Costras, cortezas o piel engrosada
  • Parches secos, laminados o escamosos
  • Pérdida de pelo
  • Mal olor de la piel
  • Picazón, rascado, frotado o lamerse más

 

¿Qué puedo hacer para ayudar con la picazón y rascado de mi gato?

 

Revise si hay plagas

 

Examine la piel y pelaje de su gato para la presencia de garrapatas, pulgas, piojos u otros parásito. Si encuentra alguno, pida consejo a su veterinario y siga el tratamiento adecuado.

Considere las alergias

 

Si su gato está libre de plagas y por lo demás sano, su molestia puede ser causada por una reacción alérgica a algo en el ambiente, como el polen, polvo u hongos. Como resultado puede presentar una dermatitis alérgica, una inflamación de la piel que resulta en lamidas, rascado, pérdida de pelo, así como piel seca y escamosa.

Alimente bien a su gato

 

Aunque la causa de la condición cutánea de su gato no esté relacionada con la nutrición, su gato puede verse beneficiado con un alimento para mascotas de alta calidad especialmente formulado para cualquier sensibilidad cutánea. Busque uno que contenga proteína de alta calidad, ácidos grasos esenciales y antioxidantes — todos estos son nutrientes importantes que pueden ayudar a sanar y proteger la piel de su gato.

 

Hable con su veterinario

 

Las condiciones cutáneas pueden tener una amplia variedad de causas — desde parásitos hasta alergias, de desequilibrios hormonales a bacterias, infecciones, estrés y más. Consulte con su veterinario sobre las opciones específicas de salud y tratamiento para su gato, pregunte si cambiarle el alimento puede ayudar.

 

anchor

Cuidando a su gato

ARTÍCULOS Y HERRAMIENTAS

Centro de cuidados para mascotas